¡2 a 1 Warriors!. Estadísticas y más

Por : José Javier Padrón

Termina el tercer round. Dos para Warriors, uno para Cavaliers. Y no, no es una pelea de Boxeo, es la historia de la NBA los últimos tres años, enmarcada totalmente por los anfitriones de las ciudades de Cleveland y San Francisco.

Esta temporada 2016 2017 se puede decir que hasta ha sido mucho más pareja que las últimas dos. Eso sí, una vez iniciada la cosa seria, es decir, los playoffs, parece que solo dos equipos pudieron poner una marcha más. La diferencia entre los finalistas de la NBA y el resto cada vez es más marcada. El mejor registro de la historia en una postemporada de 16 1 por parte del campeón Golden State lo deja más aun de manifiesto.

Solo son tres años, tres finales, dos anillos de campeón para uno, apenas el primero en su historia para el otro. Pero cuando en los datos que ha dejado, sobre todo la postemporada, empiezan a saltar nombres como Michael Jordan, Abdul-Jabbar, Kobe o Magic Johnson, es cuando te das cuenta que los Warriors y los Cavs están marcando una época.

Séptima final consecutiva para el Rey Lebron, así es, ya parece un día más de oficina para él. Durant y Curry es el tercer dúo con más anotaciones promedio en unas finales (62 puntos). Las otras dos parejitas? Jordan y Pippen (62.2 puntos en 1993) y Oneal y Kobe (63.3 puntos en 2002). Los Warriors cierran los playoffs con el segundo mejor balance histórico en el diferencial de puntos. Un 13.5 de promedio ante cada rival. James es el primer jugador en la historia que cierra una postemporada promediando un triple-doble.

Y para cerrar este rubro de estadísticas que meten definitivamente a estas dos franquicias a la posteridad de la NBA habría que decir que por primera vez en toda la historia ha habido 4 jugadores promediando, al menos, 25 o más puntos en unas Finales: LeBron, Irving, Durant y Curry.

Es muy probable que si no hay muchos cambios para la siguiente temporada veamos una historia similar. También es natural que las demás franquicias y hasta la liga se empiece a desesperar por esta disparidad. Pero de la misma manera la realidad es que acabamos de presenciar unas finales, eso sí, dominadas por los Warriors, pero de un muy alto nivel de juego y que creo que  ha dejado satisfecho a cualquier aficionado del mejor baloncesto del mundo.

Jose Javier Padron / jxavi_07@hotmail.com