fbpx

IDENTIDAD MERENGUE

284 días tuvieron que pasar para que el Real Madrid volviera a conocer que significa irse a dormir ese día con un partido perdido. Y estuvo a poco más de cinco minutos de seguir sin conocer esa sensación, esa que tal vez solo podía llegar por unos momentos de desconcentración combinado con el muy buen rival que está siendo el Sevilla esta temporada. El récord queda en 40 partidos sin perder, inédito en el fútbol español.

Pero durante esa racha más que hablar de los 115 goles que anotó el equipo,  o de haber jugado al menos un par de veces contra rivales como el Manchester City, Borussia Dortmund, Atlético de Madrid, Barcelona y no haber perdido, o de centrarse en la buena química que tiene el equipo y el muy buen juego que fluye por muchos momentos en la cancha, habría que empezar a dejar en claro que este Madrid está revirtiendo la dinámica de los últimos diez años y quitándole poco a poco protagonismo a su eterno rival el F.C. Barcelona.

El Club del paseo de la castellana, clamorosa avenida en la que se encuentra ubicado el Santiago Bernabéu en el condado de Chamartin, en Madrid, ha tenido desde que empezó este siglo una filosofía clara por parte de su presidente. Dicho en propias palabras del Sr. Florentino Pérez: Quiero que nuestra afición vea en este majestuoso estadio al mejor jugador que tenga el fútbol cada año de ahí que emergiera la era de los galácticos y varios millones de euros que han ido y venido desde el año 2000.

La realidad es, que después del mundial del 2014 que llegara el mejor jugador de dicho torneo, James Rodríguez al equipo merengue y con esta inclusión se apuntalará una excelente plantilla y un muy buen grupo han sido tres años de dos cosas en común: muy pocos millones en fichajes y mucho mejor  juego del equipo blanco trayendo consigo 7 trofeos desde esa fecha.

La presencia del técnico Zinedine Zidane de la institución merengue aunado a la buena gestión de los jugadores los últimos tres años,  sin duda que le está dando una identidad al Real Madrid que hace tiempo no se le veía y lo está poniendo en el tope del fútbol mundial, a tal punto que como sucedió este domingo con la victoria del Sevilla, los  aficionados del eterno rival hasta celebran que pasan de estar en el segundo lugar a estar terceros en la clasificación de la liga española.

Por : Jose Javier Padrón / jxavi_07@hotmail.com